8/10/07

Fantasías iconográficas de ayer y hoy... (I)

http://blogs.ya.com/ingenuo/files/calvo.gif

Cuando Mike Moore argumento que había que cambiar los símbolos representativos de la sociedad usamericana (por un hombre calvo en lugar del águila calva, por ejemplo) realmente logro llevar la reflexión de la representatividad iconica contemporánea al rubro de la globalización. Y aprovechando las fiestas patrias mexicanas (en México, Mayo es después de Agosto po!) me puse a repasar un poco los iconos nacionalistas representativos mas difundidos tal vez, como saben no están todos los que son ni son todos los que están.

El Tío Sam

http://notanalternative.net/images/featured-project/zapata-intervention-troy.jpg

El tio gringo por antonomasia. El buen Sam ha sido un fiel acompañante de la historia democrática norteamericana de la que tantas películas joligudenses se hartan de restregarnos en nuestras narices sentados en cualquier cine de república bananera al que acudamos. Sus origenes, como el de otros tantos ilustres personajes, se pierde en las nieblas del misterio. Unos dicen que surge durante la guerra contra Reino unido en 1812, cuando unos soldados ociosos (¿?) viendo las iniciales que marcaban un barril de provisiones con U.S. las tomaron como las iniciales de un proovedor llamado Sam Wilson, según esto radicado en Troy N.Y. Tan simplones son los congresista de estados unidos, que para 1961, reconocieron a este señor Sam Wilson como progenitor del Símbolo Nacional (sic.!) Tío Sam. Inclusive hay monumentos en su honor en Arlington, Massachusetts y Troy N.Y.

http://www.coe.uga.edu/torrance/2007gagc/Poster1-3.I%20WANT%20YOU.jpghttp://www.army.mil/cmh/art/Posters/WWI/I_want_you.jpg
Pero donde realmente vemos esta globalización iconica como en ningún otro lado es en el famoso cartel del Tio Sam apuntándonos con el indice y las palabras "I WANT YOU". Fue creado por James Flagg en 1917 basados en su propio rostro y en un militar veterano llamado Walter Botts. Para empezar el cartel estaba basado en otro ya existente de la Marina Real Britanica, donde el personaje era un tal Lord Kitchner, y fue diseñado por Alfred Leete, de ahí el mentado cartel ha "inspirado" sin numero de copias y parodias.


http://www.valladolidwebmusical.org/grabaciones/07/federatas/federatas_port.jpghttp://www.firstworldwar.com/posters/images/pp_uk_31.jpghttp://www.meade4m.com/images/uncle_4msam_hat.jpgImagen:IntegralismoCartaz1937.jpgImagen:Red Army recruitment poster.jpgImagen:Kitchener-Britons.jpg

La gente de macacolandia lo lleva aun mas lejos:


























Si hay algo que nunca he podido explicar de los Usamericanos, es su nacionalismo llevado al limite de lo que podría ser culturalmente absurdo, rayando con lo kitchoso para convertirse mas bien en naco. Son de los pocos (informen de otros) que han llevado a este tipo de personajes nacionales a medios de comunicación culturales mas bien pop, como las historietas. Sin hablar ciertamente del Cap América (q.e.p.d) ya que mercería un articulo aparte, los medios oficiales han permitido llegar al Tío Sam a las historietas. En ellas, el espíritu de todo lo "Americano" (El pie de Manzana, el bate de baseball y la bandera, ¡valgame dios!) lucha encarnizadamente contra los nazis, contra los soviéticos, contra los cubanos, contra los árabes, etc. defendiendo siempre la nación de los USA en nombre de la libertad y la democracia. Lo mas interesante de este personaje, es que ha trascendido las épocas, hasta llegar a esta mal llamada posposmodernidad contemporánea. En ella, el Tío Sam es un vagabundo que un día despierta creyendo que es el espiritu de los USA, que realmente es el Tío Sam, naturalmente es vejado e insultado por los verdaderos Usamericanos, quienes finalmente lo refunden en la cárcel y lo hacen vivir las de Santo Cristo. Este tebeo es una verdadera critica a esta sociedad norteamericana, ya realmente alejada de los valores que alguna vez pudo representar su propia idea de nación. La idea es buena, pero aun asi se queda en el humo.


Por cierto el arte es de Alex Ross. Esta es realmente la mas genial para despedir esta primera parte...

No hay comentarios: